En la sociedad actual existe una clara tendencia hacia la RSE (Responsabilidad Social Empresarial), dado que estamos inmersos en una situación de crisis global, cada vez más, las empresas están racionalizando sus recursos (tanto económicos como económicos) y tendiendo a un mejor uso de los mismos.

La RSE es más necesaria que nunca para las propias empresas, para garantizar la competitividad y para hacer frente a la realidad actual desde una estrategia adaptada a las nuevas circunstancias, marcadas por la necesidad de construir un modelo de sociedad caracterizado por el aprovechamiento de los recursos, por la mejora de los procesos, porque cada persona sea valorada por su preparación y su capacidad, y por la clara orientación de los clientes hacia las marcas que representan unos valores sociales más de acuerdo con los propios.

Los principios que rigen el compromiso de GGIDDA en materia de Responsabilidad Corporativa son la buena fe en el establecimiento de relaciones con los partes interesadas y, en general, con la sociedad; el diálogo constante con los citados grupos de interés y las organizaciones sociales; finalmente, la transparencia en relación con nuestras actividades empresariales y, más concretamente, con el desarrollo de nuestra estrategia de sostenibilidad.

ecologia1-284x300

“Existe un punto en el cual la tolerancia ya no es una virtud”